miércoles, 22 de octubre de 2008

Bucólica

Cerca veo
la colina en llamas.

Veo el oro crecer
y también la nostalgia,
veo el incendio
mientras las ovejas,
-blancas, negras, pasivas-
pastan en mi prado.

2 comentarios:

Carlos L. dijo...

Acostumbra a ver los fuegos, ya que desde que juntos contemplamos el mundo, cada paisaje es incandescente.
besos.

Canalla dijo...

No sé de qué extraña forma lo leí y relacioné con la crisis económica mundial.
Y anoche me soñé un boyero viejo, desnudo y desposeído pero alegre. Saludos.