domingo, 1 de marzo de 2009

Madre voraz

Ya me cansé de reprender
a los niños
que se me mean en la cama.

Estoy hasta el tope
de que vengan
hasta mi m0cos berreando.

Por culpa de mis tarascones
y mis tacones
montones de bebés
han llegado a mi panza,
y ya no alcanza
ni la paciencia,
ni la balanza.

No hay comentarios: